Putin acusa a Turquía de ser cómplice del Estado Islámico

Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on FacebookEmail to someone

Por Cambio16
24/11/2015

Las Fuerzas Aéreas turcas han derribado un bombardero ruso Su-24 cerca de la frontera sirio-turca, que supuestamente había violado su espacio aéreo, informó la presidencia turca.

El Ministerio de Defensa ruso confirmó el incidente e informó de que los pilotos del avión de combate lograron saltar antes de la colisión. Al parecer, uno de ellos ha muerto mientras que el otro está en manos de los militantes turcomanos de Siria contrarios al régimen de Bachar al Asad, según informa la emisora CNNTürk en base a fuentes locales.

Los turcomanos, una minoría siria turcoparlante, reciben apoyo de Turquía, mientras que los aviones rusos respaldan al régimen de Asad, lo que añade complicaciones diplomáticas a este incidente.

Por su parte, el presidente ruso, Vladímir Putin, acusó a las autoridades turcas de ser “cómplices del terrorismo” por derribar el bombardero ruso Su-24 que cumplía misiones antiterroristas en Siria. “Este suceso se sale de los marcos de la lucha contra el terrorismo. Pero la pérdida de hoy está vinculada con un golpe que nos han dado a traición cómplices del terrorismo”, afirmó Putin al reunirse con el rey Abdalá II de Jordania en Sochi (mar Negro).

Versiones contradictorias

Ankara afirma que el avión, que cayó en territorio sirio cerca de la frontera con Turquía, fue derribado porque violó su espacio aéreo y no hizo caso a diversas advertencias turcas. Un extremo negado por Rusia. “Durante el vuelo, el avión permaneció todo el tiempo sobre el territorio de Siria, como quedó registrado en los radares”, declaró el Ministerio de Defensa ruso.

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, afirmó que el derribo es “muy grave”, pero que esperaban que se aclararan todas las circunstancias.

El primer ministro de Turquía, Ahmet Davutoglu, ha ordenado al Ministerio de Exteriores que lleve ante la OTAN y la ONU el incidente.

Según un comunicado de la cúpula militar turca, un avión vulneró sobre las 09.20 hora local (07.20 GMT) el espacio aéreo turco en la zona de Yayladag en la provincia de Hatay, a pesar las diez advertencias enviadas en un período de cinco minutos. “Siguiendo las reglas de combate, a las 09.24 hora local (07.24 GMT), intervinieron dos cazas F-16 nuestros que se hallaban de patrulla en la zona”, concluye la nota, al precisar que abatieron al avión.

La OTAN ya es conocedora del incidente y sigue de cerca la situación en la frontera sirio-turca, señalaron fuentes de la Alianza Atántica, que dijeron estar en contacto con Ankara.

Un vídeo difundido por la cadena turca NTV muestra claramente la imagen de un caza ardiendo que se precipita sobre un terreno boscoso.

Se trata del primer avión que pierde la agrupación de las Fuerzas Aeroespaciales rusas que bombardea posiciones de grupos terroristas en Siria, con el acuerdo del Gobierno de Damasco, desde el pasado 30 de septiembre.

Ankara ha denunciado varias violaciones de su espacio aéreo y advirtió a Moscú que derribaría los aviones rusos que volvieran a entrar sin autorización en territorio turco.

Rusia reconoció los incidentes y los atribuyó a las malas condiciones meteorológicas en la zona y a que la base aérea de Jmeimim, en la que están emplazados los aviones rusos, está a sólo unos 30 kilómetros de la frontera sirio-turca.

Turquía, que se opone a la operación militar rusa en Siria, ha pedido la imposición de una zona de exclusión aérea en territorio sirio contiguo a su frontera.

Reunión Obama-Hollande

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha afirmado que ve una “enorme capacidad de cooperación” entre su Gobierno y el ruso en la lucha contra el Estado Islámico (EI), pero para ello es imprescindible que Rusia acometa un “giro estratégico”.

“Rusia es bienvenida a sumarse a nuestra amplia coalición (…), pero solo en la medida en que hagan un giro estratégico”, afirmó Obama en una conferencia de prensa junto a su homólogo francés, François Hollande, quien viajó a Washington para pedir coordinación entre Estados Unidos y Rusia en la lucha contra los yihadistas.

“El presidente Hollande y yo estamos de acuerdo en que Rusia podría desempeñar un rol más constructivo si cambiara el enfoque de su estrategia para derrotar al EI”, que ahora está “más centrada en fortalecer a (el líder sirio, Bachar al) Asad”, subrayó Obama.

Por su parte, el presidente de Francia ha descartado que su país vaya a intervenir “militarmente” con tropas terrestres en Siria y reiteró que “intensificará” sus ataques aéreos contra el EI.

Hollande sí reconoció que había acordado con Obama aumentar los ataques contra las posiciones del EI en Siria e Irak, como parte de la campaña aérea de la coalición internacional liderada por Estados Unidos.

Hollande y Obama

Loading...