¿Qué es una bomba de hidrógeno y por qué es tan peligrosa?

POR CAMBIO16
03/09/2017

.

Los principales líderes mundiales, gobiernos, organizaciones civiles y de derechos humanos han condenado enérgicamente el anuncio de Corea del Norte de la realización “con éxito” de una prueba de una bomba de hidrógeno -o bomba H– para su uso con un misil balístico intercontinental, horas después de que Corea del Sur y otras naciones detectaran un temblor cerca de un sitio donde Pyongyang ha realizado exámenes nucleares que causaron sismos.

¿Pero, que es una bomba H y qué representa para la comunidad mundial su posible desarrollo?

La más mortífera

La historia de las genéricamente llamadas bombas atómicas o nucleares, dio a luz su primer prototipo con la introducción del uranio, que a partir de la fisión nuclear logró generar una letal reacción en cadena. Un ejemplo de esta tecnología es la bomba de Hiroshima, cuya detonación alcanzó una explosión equivalente a 15 kilotones (15 toneladas de TNT). El perfeccionamiento de las bombas nucleares introdujo más tarde un nuevo elemento, el plutonio, que elevó sensiblemente su poderío destructivo.

Sin embargo, el verdadero salto tecnológico vino de la mano de un elemento tan común como poderoso: el hidrógeno. A diferencia de sus predecesoras, la bomba H, o termonuclear, no estalla a raíz de la fisión, es decir, la división nuclear, sino de la fusión, o sea, la unión nuclear. El proceso requiere de tanta energía, que este tipo de bombas incluyen una bomba de fisión para iniciar la fusión.

El poder destructivo de la bomba H generó un nuevo nivel de poder, al punto que ya no fue posible medirlo en términos de kilotones, sino de megatones. La primera en detonarse exitosamente fue la Ivy Mike, que en 1952 alcanzó los 10 megatones, cuando Estados Unidos la hizo explotar en las Islas Marshall. Dos años más tarde, en el mismo sitio, la Castle Bravo alcanzó los 15 megatones, marca récord para las bombas estadounidenses.

El récord histórico fue alcanzado en 1961, cuando la Bomba del Zar, detonada por la Unión Soviética en 1961, en Nueva Zembla, alcanzó los 50 megatones, es decir, casi 4 mil veces el poder destructivo que arrasó Hiroshima.

 

Corea del Norte dijo por primera vez que había probado una bomba H en enero de 2016. En esa oportunidad, la nación liderada por Kim Jong-un aseguró que esa detonación habría alcanzado los 250 megatones de potencia, es decir, cinco veces más que el máximo histórico, alcanzado por la Unión Soviética, en 1961.

Sin embargo, el mundo recibió ese anuncio con escepticismo, pues el patrón sísmico generado por la explosión de 2016 no fue sustancialmente mayor que en las anteriores pruebas nucleares de Corea del Norte. La prueba de enero alcanzó un evento sísmico de 5.1.

La nueva prueba

En la prueba de la madrugada de este domingo, el Servicio Geológico de los Estados Unidos puso la magnitud de la perturbación sísmica en 6.3 en la escala de Richter, considerablemente más alta que los temblores registrados en los últimos ensayos nucleares del país. Funcionarios de Corea del Sur y Japón han confirmado la prueba; El servicio meteorológico de Corea del Sur puso el temblor en 5.7, mientras que el observatorio sismológico NORSAR de Noruega puso la magnitud sísmica en 5.8.

“La credibilidad de la operación de la ojiva nuclear está totalmente garantizada y la tecnología de diseño y producción de armas nucleares de la República Popular Democrática de Corea se ha puesto a un alto nivel para ajustar su poder destructivo” dijo una declaración del Instituto de Armas Nucleares de Corea del Norte, llevada por la agencia estatal de noticias KCNA.

El instituto también dijo que “la prueba reciente se llevó a cabo con la bomba de una potencia sin precedentes grande”, pero dijo que no había fugas de materiales radiactivos.

La agencia de noticias estatal de Corea del Sur, Yonhap, citó al jefe del comité parlamentario de defensa del país diciendo que la información preliminar sugiere una explosión hasta 10 veces más poderosa que la última que llevó a cabo Corea del Norte. La última prueba nuclear de Pyongyang , la quinta, fue el 9 de septiembre de 2016, feriado nacional para marcar la fundación del estado comunista, y registró un temblor de 5.3 en magnitud.

Otros países también señalaron la diferencia. El rendimiento explosivo estimado haría que este dispositivo sea cinco veces más potente que la bomba lanzada en la ciudad japonesa de Nagasaki en 1945.

Loading...