Lo más impresionante que Apple mostró en su evento fue su campus

Andrés Tovar | Infografía: Ney Colmenares
13/09/2017

.

La presentación de los nuevos modelos de iPhone 8 y X de este martes, además de otros nuevos lanzamientos de Apple, sirvió de marco para presentarle a la prensa mundial la nueva sede corporativa de la firma de la manzana en Cupertino, California. Mientras que los medios estaban atentos sobre que dispararían Tim Cook & Co con sus nuevos dispositivos, la empresa quería mostrarle al mundo el esplendor en el que ahora se envuelven.

El parque de Apple -se llama el Apple Park-, un enclave de 708 mil 200 metros cuadrados que comprende la nueva sede en forma de anillo de la compañía -el edificio ocupa 169 mil metros cuadrados de todo el terreno- y que reúne el Teatro Steve Jobs, múltiples estacionamientos, un gimnasio masivo y algunos edificios de apoyo. Fue el último gran proyecto que Steve Jobs trabajó antes de su fallecimiento.

Jony Ive, el jefe de diseño de la compañía, ha estado directamente involucrado desde las labores de arquitectura, hasta de los botones de los ascensores, umbrales y los asientos de los inodoro. Es la encarnación viviente del ethos de Apple de diseño y trabajo.

Pero a diferencia de los hermosos gadgets que han sostenido las últimas dos décadas de la compañía -el iPod, el iPhone y, en menor medida, el iPad, han definido la forma en que interactuamos con los medios de comunicación y el mundo- hay poco más allá de la virgen campus.

Muchos twittearon con asombro ante la construcción del Teatro Steve Jobs. Es un edificio circular con un enorme techo de fibra de carbono que sólo es soportado por paredes de vidrio. Es un milagro arquitectónico, que se ve muy bien cuando el sol lo hace justo. Pero también es sólo una gigantesca sala de espera vacía, sin un asiento para sentarse o una sola cosa con la que interactuar. Es como un granero o un invernadero. Es una tienda de Apple vacía.

Fuera del teatro, prácticamente sólo se puede ver en una dirección: los árboles y los montículos de tierra obscurecen todo fuera de la rosquilla. Presumiblemente, cuando los cientos de árboles que Apple ha plantado maduren, no habrá nada más allá del campus. Será un mundo perfectamente cerrado y hermoso, accesible sólo con insignias de seguridad.

La esencia Apple

Haz click en las imágenes para ver en mayor tamaño

Apple ha construido una sede de 5 mil millones de dólares -más de tres veces el costo del edificio más alto del mundo y mucho más grande que el Pentágono de EEUU- de la que se siente orgulloso, incluso si le falta algo de compasión.

.

La gente critica a Apple por crear productos que son tan capaces como sus competidores, pero a menudo mucho más caros. Apple siempre ha respondido diciendo que sus productos son los mejores diseñados y los más confiables. Pero, ¿qué significa cuando el producto es su propio campus? Al igual que el iPhone X, es magnífico, pero su majestuosidad genera más preguntas que las que se podrían hacer sobre sus productos. Seguro leeremos y escucharemos mucho más de él.

Conforme a los criterios de
Saber más

Sobre Andres Tovar

Avatar

Check Also

Filtros que matan al coronavirus

Logran fabricar filtros que destruyen en 99,8% el coronavirus

Investigadores de la Universidad de Houston y de la empresa Medistar, emplearon filtros basados en espuma de níquel (Ni) calentada a 200 º C para captar y eliminar al virus