.
miércoles , noviembre 20 2019
Home / Actualidad / Caída de la libra esterlina pone en tela de juicio al Brexit duro
Caída de la libra
Las analistas están calculando la probabilidad de una caída de la libra esterlina, que la coloque a la par frente al euro y el dólar

Caída de la libra esterlina pone en tela de juicio al Brexit duro

Una nueva caída de la libra esterlina podría afectar las vacaciones de verano de millones de personas en Gran Bretaña. Y con ello, pone en aprietos al primer ministro Boris Johnson. El mandatario ha ofrecido un Brexit “sin dudas, quejas ni peros” para el próximo 31 de octubre.

Ciertamente, el momento para una depreciación de la divisa del Reino Unido no podía ser peor. Ocurre precisamente cuando los británicos se preparan para viajar al extranjero por la temporada veraniega.

Usuarios de agencias de cambio en Londres acusaban el golpe la pasada semana. Ello, después de que la libra se hundiera cerca de un mínimo de una década frente al euro. Además, se ubica no muy lejos de su nivel más bajo en 34 años frente al dólar.

Libra en caída libre

“Decepción y sorpresa”. Estas son las sensaciones que los británicos expresan. Se quejan del actual tipo de cambio, cercano a los 1,09 libras por euro. Y justo antes de comenzar sus viajes a otros países europeos.

A principios de la década del 2000, la moneda británica era mucho más fuerte, frente a la divisa común continental. Sin embargo, conforme avanzó el milenio la libra inició su caída, tras ser golpeada por la crisis financiera mundial y luego por el Brexit.

Eran tiempos en que la libra se cotizaba a 1,60 euros. Pero esos días probablemente ya pasaron.

Consecuencia del Brexit

Los turistas de Gran Bretaña están sintiendo el golpe más inmediato de la reciente caída en la cotización de la libra. La moneda británica ha perdido alrededor de 7 por ciento de su valor frente al euro, desde mediados de mayo.

Fue entonces cuando la crisis del Brexit, que se apoderó de la política británica, comenzó a empujar a Theresa May hacia su renuncia como primer ministro en julio.

Su sucesor, Boris Johnson, ha tomado una línea más dura con Bruselas. Con sus declaraciones, ha asustado a los inversores al prometer que sacará a Gran Bretaña de la Unión Europea el 31 de octubre. Y dijo que lo haría sin un acuerdo para suavizar el choque económico, a menos que la UE reescriba el acuerdo de salida de mayo.

Por otro lado, un estudio del Parlamento Europeo afirma que el impacto en el PIB continental oscilaría entre el 0,11 por ciento (en caso de que haya un acuerdo), y el 0,52 (si se produce un Brexit duro).

El documento destaca que las zonas más expuestas a una salida desordenada serían Irlanda, Francia, Bélgica y los Países Bajos.

Economía vs. política

Para los británicos, el hecho de que la libra haya comprado tradicionalmente más de una unidad de otras monedas en todo el mundo, con la excepción de algunos estados petroleros, ha sido un motivo de orgullo.

Ahora los analistas están calculando la probabilidad de una caída de la libra esterlina, que la coloque a la par frente al euro y el dólar.

Y a menos que haya una reversión rápida en los mercados de divisas, aumentará la inflación pronto. Todo ello afectaría el poder adquisitivo de los consumidores, que han ayudado a la economía a superar la crisis del Brexit.

Analistas financieros independientes estiman que la libra caería a 1,05 euros, por debajo del aproximadamente 1,09 que mantiene por ahora. Ello, si los inversores valoraran completamente un Brexit sin acuerdo. Incluso, estiman que habría riesgos de que pudiera caer aún más.

Por el contrario, si se evita un Brexit sin acuerdo, la libra esterlina se recuperaría entre 1,13 y 1,17 euros, según los economistas.

Lo que está menos claro es si la caída de la libra obstaculizará a Johnson y su capacidad para llevar a Bruselas a aceptar nuevos términos para la separación.

En pro y en contra

Sin embargo, no todos piensan que una caída de la libra esterlina es un mal resultado de abandonar la UE.

Los partidarios del Brexit han dicho durante mucho tiempo que la salida ayudará a los exportadores de Gran Bretaña y reequilibrará la economía.

Pero ha habido poca evidencia de un auge comercial desde que la libra se desplomó, después de la votación del Brexit en 2016.

Además, la caída en el valor de la libra se ve ampliamente como un signo del atractivo disminuido de Gran Bretaña como destino de inversión. Ello podría agravar su problema de balanza de pagos.

Aún está por verse una mayor caída de la libra esterlina sería lo suficientemente grave como para causar el tipo de aumento de la oposición pública que obligaría a Johnson a cambiar de planes.

 

Para más información visite Cambio16.

Lea también:

Reino Unido se prepara para Brexit duro y Banco de Inglaterra advierte sobre recesión

Reino Unido se prepara para Brexit duro y Banco de Inglaterra advierte sobre recesión

About Dimas Ibarra

Periodista. Especializado en temas de energía, finanzas, economía y ciencia. Consultor en comunicaciones corporativas.

Check Also

Salario

Salario medio de los españoles es 433 euros menos al de la Unión Europea

El VII Monitor Anual Adecco sobre Salarios se publicó este miércoles y determinó que el …