Home / Cambio Financiero / El Ayuntamiento de Bilbao adjudica a FCC el saneamiento urbano
FCC El Ayuntamiento de Bilbao adjudica a FCC el saneamiento urbano
FCC El Ayuntamiento de Bilbao adjudica a FCC el saneamiento urbano

El Ayuntamiento de Bilbao adjudica a FCC el saneamiento urbano

Por Cambio16
15/9/2017

____________

El Ayuntamiento de Bilbao ha adjudicado a FCC el saneamiento urbano de la ciudad. Una UTE, UTE participada mayoritariamente por FCC, ha ganado el concurso de limpieza y recogida de residuos. También la gestión de residuos de Mercabilbao.

El contrato es por un período de cuatro años, con una posible prórroga de dos más. El importe anual supera los 43 millones de euros y supone una cartera de 173,4 millones de euros.

Este será el sexto contrato que une a FCC Medio Ambiente con Bilbao de forma ininterrumpida desde el año 1972.

El contrato adjudicado en esta ocasión tiene la particularidad de que está dividido en dos lotes. El lote 1 corresponde a los servicios de limpieza viaria y recogida de residuos de la ciudad de Bilbao. El lote 2 a la gestión de los residuos de la sociedad Mercabilbao.

FCC Medio Ambiente

FCC Medio Ambiente ha resultado ser la empresa mejor puntuada en el concurso. La compañía contará con una plantilla promedio de 664 operarios en el caso del lote 1 y de 14 operarios en el caso del lote 2.

Bilbao tiene cerca de 350.000 habitantes y al año se gestionarán con este contrato más de 144.000 toneladas de residuos sólidos urbanos. Los residuos serán retirados y trasladados a distintos gestores para su tratamiento. El principal destino es el complejo de gestión medioambiental de Arraiz-Artigas.

FCC renovará más del 80% de la actual flota de recogida de basura (201 vehículos nuevos y 47 reacondicionados). Realiza así una apuesta por las tecnologías respetuosas con el medio ambiente. Al servicio se incorporarán 62 vehículos eléctricos, no contaminantes, que constituyen el 25% de la flota.

La compañía pondrá en funcionamiento nuevos medios técnicos adaptados a las características del residuo a recoger. También a las necesidades específicas de la ciudad. Así se evidencia con los vehículos de recogida de contenedores de carga lateral de diferentes tamaños. Asimismo con los vehículos recolectores híbridos-eléctricos de pequeño tamaño y nulas emisiones de gases y sonoras.

Reciclaje

Para los próximos seis años, se extenderá la recogida de la materia orgánica selectiva a la totalidad de Bilbao (1.400 contenedores adicionales). El objetivo es mejorar tanto la comodidad del usuario, la eficacia del sistema y los porcentajes de reciclaje.

Para ello se implantará un sistema de recogida lateral. Se utilizarán contenedores de apertura mediante tarjeta electrónica. Esto permitirá una mejor gestión y atención a los usuarios. También se refuerzan los contenedores de papel-cartón (+20%) y aceites usados (+70%)

Como novedad se implantará la recogida selectiva también en los mercados municipales. Se trata de diferenciar entre fracciones de Resto, Orgánica, Papel-Cartón y Poliestireno.

Bilbogarbis

El nuevo contrato incluye también la remodelación integral de dos de los cuatro puntos limpios o ‘Bilbogarbis’. También la renovación parcial de los dos restantes. De este modo serán mucho más accesibles y cómodos para el ciudadano. Su funcionamiento será más ágil, adaptado a la nueva normativa vigente. sobre todo en cuanto a la gestión de las nuevas tipologías de residuos que pueden ser depositadas.

Asimismo, dispondrán de un espacio de selección (‘Berrerabilgunea’). Esto permitirá dar una segunda vida a todo aquel residuo que el ciudadano deposita y pueda ser  ser reutilizado. El servicio de ‘Bilbogarbis’ móviles se refuerza con dos equipos adicionales al ya existente.

FCC apuesta por acercarse al año 2020 a las tasas de recuperación vía recogida selectiva del 50% de la basura generada.

Check Also

Turquía duplicó aranceles para importaciones desde Estados Unidos

Turquía duplicó aranceles para importaciones desde Estados Unidos

El presidente turco, Recep Erdogan, firmó un decreto en el que duplicó aranceles para importaciones estadounidenses en productos como vehículos, tabaco y bebidas alcohólicas.