viernes , noviembre 16 2018
Home / Deportes / Mundial 2018 Bélgica Japón: remontada belga para ir a cuartos de final (3-2)
Soccer Football - World Cup - Round of 16 - Belgium vs Japan - Rostov Arena, Rostov-on-Don, Russia - July 2, 2018 Belgium's Nacer Chadli celebrates scoring their third goal with team mates REUTERS/Murad Sezer

Mundial 2018 Bélgica Japón: remontada belga para ir a cuartos de final (3-2)

Por Natalia Lobo
02/07/2018

Bélgica logró una remontada con tintes de épica ante Japón para alcanzar los cuartos de final del Mundial. Era el partido para que los europeos confirmaran su candidatura. Era el partido para que los chicos de Roberto Martínez anunciaran que estaban para grandes cosas. Tenía que ser uno de los partidos de Eden Hazard, la estrella del equipo. Y lo fue. Por un momento, parecía que habría otra sorpresa en Rusia pero Bélgica tuvo jerarquía para darle vuelta a un encuentro que se les puso cuesta arriba.

Empezó apretando Japón. El equipo nipón tuvo la primera acción del encuentro con un disparo de Kagawa, que se fue fuera por poco. El conjunto asiático controló muy bien los primeros minutos en el Rostov Arena. Primero, cortando las asociaciones de los belgas y luego aprovechando los espacios para hacer daño. Inui estuvo muy activo desde el inicio, siendo uno de las armas ofensivas más eficaces de los japoneses.

Poco a poco, los belgas fueron haciéndose con el control del balón y ganando metros en el partido. Hazard comandaba a los suyos y aparecía Lukaku arriba para definir las jugadas. El delantero del Manchester United tuvo una buena oportunidad de hacer el primero tras un centro de Mertens, pero el balón se le quedó atrás. Avisaba Bélgica, que siguió creando ocasiones de peligro. Sino era Hazard, era Lukaku, sino era Mertens hasta aparecía Kompany. Sin embargo, Japón con poco también le creaba sustos a Courtois. El portero belga tuvo que despejar un disparo de Inui. Más tarde, se complicó con un despeje tras un toque de Osako en el área que ocasionó que el balón se le fuera entre las piernas.

Sorpresa en el Rostov Arena

El primer tiempo se fue sin goles, a pesar de las oportunidades. Pero los tantos no tardaron en llegar en el complemento. Solo que no del equipo que se venía esperando. En una contra mortal, Shibasaki lanzó un pase entre líneas que aprovechó Haraguchi para marcar el primero de Japón. No lo creía Courtois, que nada pudo hacer.

Respondió Bélgica con una jugada rápida que finalizó Hazard con un disparo con rosca que pegó en el poste. Casi tuvo el empate el capitán belga. Sin embargo, cuando se pensaba que la reacción de los europeos había sido definitiva, Japón se fue arriba tranquilamente e Inui aprovechó para hacer el segundo con un tiro colocado.

El partido parecía muy cuesta arriba para los belgas porque Japón se había crecido y seguía creando oportunidades. Lukaku volvió a intentar batir a Kawashima pero el guardameta estuvo muy atento para sacar su remate de cabeza. Con cada ocasión pérdida parecía que el encuentro se le iba a Bélgica. Sin embargo, el gol llegó de la manera más inesperada. Vertonghen cabeceó un balón que parecía perdido y lo mandó al fondo de la red gracias a una buena colocación.

El gol metió de nuevo a Bélgica en el partido, que buscó el empate con fervor. La centró Hazard tras un recorte en el área y Felliani la encontró con un cabezazo certero, superando a su marcador. A falta de 15 minutos para el final volvía la igualdad en el marcador. Japón hizo un doble cambio. Se fueron los autores de los goles y entraron Honda y Yamaguchi.

Gol de oro

El partido siguió con el ritmo frenético en el que marcara tendría asegurada la victoria. Tuvo una ocasión Honda que salvó Kompany por centímetros. Luego, respondió Bélgica con Lukaku y Chadli, pero Kawashima estuvo muy atento para despejar ambas ocasiones. El portero japonés estuvo muy rápido y sacó otro tiro de Vertonghen. Courtois también tuvo que estirarse para evitar el remate de Inui. El juego estaba más inclinado para los belgas, que acechaban a los nipones.

Ya sobre los 90, Honda tuvo una falta peligrosa que podía significar la victoria de los suyos. De nuevo, atajó Courtois y el equipo de Martínez se lanzó una contra rapidísima por medio de De Bruyne, que se la dejó a Menier y este a Chadli, que no falló frente al arco. Todo con un gran trabajo de Lukaku que arrastró la marca y dejó el espacio para el tanto. El “gol de oro” salvó a Bélgica de la prórroga y lo manda a cuartos de final, donde espera la Brasil de Neymar.

Check Also

Anderson aplasta a Nishikori y se acerca a las semis en Londres

Este martes, Kevin Anderson solo necesitó 64 minutos para acabar con un rotundo 6-0, 6-1 …