.
jueves , noviembre 14 2019
Home / Actualidad / MGF, tolerancia cero contra la mutilación genital femenina
MGF
Más de 200 millones de mujeres y niñas han sido sometidas a la MGF.

MGF, tolerancia cero contra la mutilación genital femenina

Todos los 6 de febrero de cada año es el Día de Tolerancia Cero con la MGF (Mutilación Genital Femenina). Práctica que refleja la desigualdad entre los sexos; atenta contra el derecho a la salud sexual y reproductiva, y viola la seguridad e integridad física de las mujeres. Es una violación a los derechos humanos internacionalmente reconocida.

MGF, procedimientos irregulares e invasivos

La MFG es la eliminación total o parcial de los órganos sexuales femeninos y se realiza, desde la infancia hasta los 15 años de edad. Se practican 4 tipos:

  • Clitoridectomía, eliminación total o parcial del clítoris.
  • Escisión, eliminación parcial o total del clítoris y los labios menores de la vagina.
  • Infibulación, corte o recolocación de los labios menores y mayores de la vagina.
  • Y el último tipo que incluye procedimientos como: perforación, incisión, raspado y cauterización.

En el mundo cerca de 200 millones de mujeres y niñas han sido sometidas a esta práctica. Las contraindicaciones higiénicas y médicas son múltiples, ya que los efectos son graves y en algunos casos irreversibles: hemorragias, tétanos, infecciones, llagas genitales, quistes, esterilidad, complicaciones en el parto, aumento del riesgo de muerte en los recién nacidos, etc.

¿Por qué? Es la pregunta obligada. Las razones van desde la conservación de la pureza hasta concertar un matrimonio a edad temprana. Pero no existe ninguna razón médica o higiénica que justifique esta práctica.

Naciones Unidas estima que 68 millones de niñas podrían ser mutiladas para el 2030. Por lo tanto, ha intensificado sus esfuerzos para erradicar la MGF de los países donde se practica. La ablación genital se encuentra directamente relacionada con el matrimonio infantil y la temprana deserción escolar.

De hecho en 2014 un grupo de la tribu Maasai en Kenia se manifestó en contra de la prohibición de esta práctica, pues temían que las niñas que no se sometieran a este procedimiento no pudieran casarse o se volvieran promiscuas.

Países donde se practica la MGF

La MGF se lleva a cabo principalmente en países de África, Oriente Medio y en Asia. Según Naciones Unidas los países con mayor porcentaje de mujeres y niñas que han sufrido algún tipo de mutilación son: Somalia 98%, Guinea 97%, Djibouti 93% y Egipto 87%.

Sin embargo, en América y Europa existe MGF por la población de migrantes provenientes de países donde esta práctica es común. En Europa existen 500 mil niñas en riesgo, mientras que en España se calculan unas 18 mil. La legislación española castiga esta práctica con entre 6 y 12 años de cárcel para quien lo haga dentro de España y puede causar la pérdida de la custodia del menor, incluso si se hizo en otro país.

Actualmente, UNFPA y Unicef trabajan en conjunto para erradicar esta práctica con el “Programa conjunto sobre la mutilación/ablación genital femenina”, ya que va en contra de los Objetivos de Desarrollo Sostenible impulsados por Naciones Unidas, específicamente el objetivo 5:

“Lograr la igualdad de los géneros y empoderar a todas las mujeres y niñas”.

Voceras en el mundo

Gracias a esta intensificación de la tolerancia cero con la MGF 19 de los 28 países africanos donde se practica han establecido su prohibición. Y las mujeres de esos mismos países, se han convertido en voceras para erradicar la MGF.

  • Jaha Dukureh, padeció MGF con apenas una semana de nacida y se casó a los 15 años, luego de que su madre concertara el matrimonio: “Pensé que era importante que gente como yo hablase de estos problemas, para que el mundo entienda que no se trata de occidentales, de la ONU, pidiendo una transformación; sino que mujeres que han experimentado estas prácticas y saben lo que es pasar por ello están demandando cambios. Estamos cansadas de sufrir en silencio”.
  • Sylvie Dyack, desde los 12 años manifiesta su indignación contra la MGF en su Somalia natal: “La escuela estaba llena de niñas brillantes y yo quería ser como ellas, pero de repente un día desaparecían y no regresaban a clase”.
  • Mariame Sakho, quien desde pequeña fue cortadora y luego se unió a la eliminación de esta práctica, también en Senegal: “Cuando Senegal prohibió la MGF, en 1999, algunas cortadoras fuimos convocadas por un comité de políticos, religiosos y ONG que nos advirtieron que, si seguíamos haciéndolo, nos detendrían. De modo que renuncié y pedí perdón a Alá por todo el mal que había hecho en mi vida, aunque hasta entonces no fui consciente de ello. Pero rezar no era suficiente: quería luchar para detener la mutilación genital femenina, porque en Bakel muchas personas continúan practicándola ilegalmente”.

Para más información sobre derechos humanos visite Cambio16.com 

Lea también:

El conflicto en Lago Chad multiplica la violencia contra mujeres y niñas

About Maria Rosales

Redactora creativa con 17 años de experiencia como investigadora y editora de contenidos. Aficionada a los idiomas y entusiasta de los deportes al aire libre. Redactora en Cambio16, especialmente para las sesiones de Medioambiente y DDHH.

Check Also

El sector de alimentos y bebidas no alcohólicas presentó una tasa del 1,5% y una repercusión de 0,283 en el IPC general/Pixabay

IPC se mantuvo en octubre en 0,1% y en mínimos de tres años

El índice de precios de consumo (IPC) del Instituto Nacional de Estadística (INE) registró en …