Sánchez reclama "unidad" a Podemos y C's

Por Cambio16/Efe
02/04/2016

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha pedido a Podemos y Ciudadanos “unidad” y desechar “vetos” y “líneas rojas” para poder formar un “gobierno no partidista y plural” que logre evitar nuevas elecciones generales. Sánchez ha enfocado su discurso a la formación de gobierno cuando sólo faltan 30 días para que se agote el plazo y no ha hecho ninguna mención al aplazamiento del congreso ordinario del PSOE, el motivo principal de la reunión del Comité Federal.

No obstante, en clave interna, ha apelado a la unidad del PSOE para lograr el objetivo de formar gobierno, al asegurar que “cuanto más fuerte esté, más garantía de cambio habrá”.

En su intervención ante el Comité Federal del PSOE que va a aplazar la fecha del Congreso previsto inicialmente para el mes de mayo, Sánchez ha recordado que estos tres partidos acumulan más de 15 millones de votos y 199 escaños y comparten el objetivo de reformar España. Sánchez, que se ha mostrado dispuesto a “ceder” para que haya un acuerdo que permita un gobierno de cambio, ha alertado de que en “esta hora decisiva” ya no queda “margen para el error”.

“El cambio, por difícil, por complejo, es posible. Nos quedan tres semanas y espero y deseo que España no se vea abocada a repetir elecciones y que dentro de poco tengamos un gobierno del cambio. Por nosotros no va a ser”, ha garantizado.

El líder socialista ha resumido el ejecutivo que le gustaría formar a partir de un acuerdo con Podemos y Ciudadanos. Sería un gobierno “plural”, porque “la sociedad española es plural y el Parlamento es plural”. También ha abogado por que sea “no partidista” para despolitizar las instituciones y que sean “representativas de la mayoría social”.

Sánchez ha hablado igualmente de un gobierno parlamentario, al considerar que es en las Cortes “donde se van a decidir las cosas” y que las principales leyes deberán contar con el respaldado de PSOE, Podemos y C’s. “¿Difícil? Tal vez. ¿Democrático? No se me ocurre algo más democrático que ese escenario”, ha apuntado.

Sánchez ha insistido en que en la negociación con C’s y Podemos que se abrirá la próxima semana el PSOE va a ir “sin líneas rojas”, pero con los principios que caracterizan a su partido, como “la fiabilidad, la coherencia y la capacidad de negociación”, y con firmes convicciones”, entre ellas, la de poner fin al gobierno del PP.

Ha asegurado que los socialistas están “dispuestos a ceder” y ha pedido a Ciudadanos y Podemos que también lo hagan para hacer posible un gobierno de “mestizaje ideológico”. Sánchez ha reiterado que la base sobre la que se tiene que confirmar una mayoría alternativa se debe fundamentar en el acuerdo rubricado con la formación de Albert Rivera, pese a que es “aritméticamente insuficiente”. “Es un paso importante y esperamos que otras fuerzas del cambio se puedan unir”, ha animado.

Como ya dijo el pasado miércoles, Sánchez se ha comprometido ante el Comité Federal a que si hubiera “cambios sustanciales” en el pacto con C’s, el acuerdo se volvería a someter a la consulta de la militancia socialista, como ya se hizo el pasado 27 de febrero, cuando se dio un amplio apoyo al texto firmado con la formación naranja.

Susana Díaz también pide ‘unidad’, pero al PSOE

La presidenta andaluza, Susana Díaz, ha llamado a la unidad del partido socialista y a que su secretario general, Pedro Sánchez, cuente con los líderes territoriales que, como ella, pueden ayudarle a “sumar y a ganar” si hay nuevas elecciones, y a que el PSOE “vuelva a ser el PSOE”.

En una intervención ante el Comité Federal en la que, según fuentes socialistas, Díaz ha hablado desde un “sentimiento de cariño” para expresar “el partido que ella quiere”, ha recordado que, cuando ella sustituyó a Juan Antonio Griñán al frente del PSOE-A, la federación andaluza estaba muy dividida, pero que consiguió unir a los diversos sectores pidiendo la colaboración de los secretarios provinciales.

“Cuando me sometí a primarias en Andalucía, lo primero que hice fue pedirle a mi compañero Reyes que me ayudara si queríamos que el PSOE volviese a ser el PSOE que ganara elecciones con ese proyecto que la gente pensara que era suyo. El PSOE estaba un poquito mal. Hoy es mi compañero y amigo y hoy el partido está unido”, ha afirmado Díaz en la reunión a puerta cerrada que celebra el Comité.

Loading...