Home / Actualidad / Cataluña empaña la alianza progresista de Sánchez y Trudeau
alianza progresista
Pedro Sánchez y Justin Trudeau en Montreal REUTERS

Cataluña empaña la alianza progresista de Sánchez y Trudeau

Con el objetivo de reforzar las relaciones bilaterales y plantear una alianza progresista, Pedro Sánchez se reunió ayer en Quebec con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau. Aunque la igualdad de género, el multilateralismo y el cambio climático eran los asuntos a tratar entre ambos líderes, las palabras del presidente de gobierno sobre la situación de Cataluña se llevaron los focos.

Tras las preguntas de los periodistas sobre Cataluña, Sánchez defendió que hay que “responder desde la política a una crisis política” y recordó que él mismo ha rechazado que la vía judicial sea la única que se utilice para resolver el conflicto catalán. En ese sentido, también se refirió a las declaraciones de la delegada de Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera, en las que se mostraba a favor de los indultos.

“La reflexión de la delegada de Gobierno, que yo comparto, es que en la política española y especialmente en la cuestión catalana ha habido falta de empatía”, aseguró. Sin embargo, no quiso decir si planea o no conceder los indultos. “El Gobierno no habla de hipótesis, sino de realidades”, subrayó.

Solución: reforzar el autogobierno

Asimismo, Sánchez aseguró que su prioridad es “restablecer un marco de convivencia y tender puentes entre dos bloques muy distanciados”, continuó pero también fue claro al afirmar que “en Cataluña ha habido varias elecciones y dos referéndums en la última década y el resultado siempre ha sido el mismo: que el independentismo no cuenta con una mayoría social”.

Sánchez volvió a insistir en la vía de  “reforzar el autogobierno, que es lo que pide Cataluña mayoritariamente”, como su única posible solución.  “No va a ser ni mañana ni pasado cuando resolvamos políticamente esta crisis. Pero creo que estamos en camino de lograrlo”, aventuró el presidente de Gobierno, mostrándose optimista.

Por su parte, Trudeau, que reconoció que Cataluña no había sido un tema que trataron en la reunión, dijo que estaba seguro de que la situación se resolvería “respetando la Constitución, el Estado de derecho, la libertad de expresión y los derechos humanos”.

Una alianza progresista

Trudeau recibió a Sánchez, que acudió junto a su esposa Begoña Gómez, con un abrazo y honores militares. Justo antes de acudir a la Asamblea General de la ONU, ambos líderes han reforzado su compromiso en cuestiones como la igualdad de género, el cambio climático, los derechos humanos y el multilateralismo.

“Somos dos gobiernos progresistas que estamos comprometidos con cuestiones que trascienden la ideología”, aseguró Sánchez. “Estamos hablando de la agenda 2030. Estamos hablando del compromiso con los objetivos del desarrollo sostenible y queremos cumplirlos en cooperación con otros líderes”, agregó el líder español.

Por su parte, Trudeau calificó la visita de Sánchez como “un placer” y destacó que ambos países seguirán trabajando juntos para “combatir el cambio climático, avanzar en la igualdad de género y construir un mundo más pacífico y seguro, mientras crean nuevas oportunidades a ambos lados del Atlántico”.

Además, ambos países ratificaron su colaboración bilateral, especialmente en el marco de la OTAN y firmaron la Declaración en Favor de la Igualdad de Género, para cumplir con los objetivos de la Agenda 2030.

Check Also

Caravana de migrantes centroamericanos toma cuerpo, mientras arrecian las amenazas

La caravana de migrantes centroamericanos que avanza desde Guatemala hacia México con la vista puesta …