viernes , marzo 22 2019
Home / Actualidad / Grammys 2019: las mujeres tomaron un paso al frente
grammys mujeres
Cardi B actúa en los Grammy Awards 2018

Grammys 2019: las mujeres tomaron un paso al frente

Este domingo en el Staples Center de la ciudad de Los Ángeles se celebra la noche más “grande de la música”: la gala de los Grammy Awards 2019. La ceremonia de este año correrá a cargo de Alicia Keys, ganadora de 15 gramófonos, lo que es un signo claro del espíritu de este año: las mujeres están al frente.

No solo con el hosting, sino también en las nominaciones y las actuaciones que se esperan para la noche del domingo (madrugada del 2 de febrero en España). Aunque Kendrick Lamar y Drake lideran las nominaciones, con 8 y 7 respectivamente, este año la competencia estará más abierta que nunca. Especialmente, después del traspiés del año pasado.

Al finalizar la ceremonia del 2018, en la que solamente una mujer, Alessia Cara, recibió un galardón al aire, el jefe de la Academia de Ciencias y Artes de la Grabación, Neil Portnow comentó que si las mujeres querían tener más espacio en la gala, incluyendo nominaciones, tenían que “tomar un paso al frente”.

Por supuesto, sus comentarios levantaron una polvareda de reacciones entre las mujeres de la industria como Pink, que cantó en esa ceremonia, o Sheryl Crowe, así como ejecutivas que pidieron su renuncia. En ese momento, Portnow declaró que sus palabras fueron “sacadas de contexto”. Pero más adelante informó que dejaría el cargo en julio de este año, cuando expira su contrato.

“Ese momento puso el foco sobre un problema que necesitaba atención, el de la falta de diversidad en la industria. Y si eso se puede convertir en un catalizador para el cambio, pues entiendo que tuvo su razón y su valor”, dijo esta semana en una entrevista al The New York Times.

La Academia, manos a la obra

Y es cierto. La Academia puso manos a la obra y creó un grupo de trabajo que se centraría en “identificar las barreras y los sesgos sobre las comunidades subrepresentadas” a cargo de Tina Tchen, que fue jefe ejecutiva del staff de Michelle Obama en el Consejo sobre mujeres y niñas. 

Laura Segura Mueller, la vicepresidente de las relaciones y membresía de la Academia, ha asegurado a los medios que invitaron a 900 personas de diferentes procedencias a ser miembros de la Academia para ampliar la diversidad. De esas, un 22% aceptaron a tiempo para votar para la ceremonia de este año.

Además, la Academia amplió el número de nominaciones de cinco a ocho en las principales categorías: álbum del año, canción del año, grabación del año y mejor nuevo artista. Lo que se tradujo en una diferencia abismal de nominadas en relación al año pasado.

Por poner un ejemplo, en el 2018 la única mujer nominada para álbum del año fue Lorde. Este domingo, optan a ese mismo galardón cinco mujeres: Cardi B, H.E.R., Brandi Carlile, Janelle Monáe y Kacey Musgraves; quienes compiten ante Drake, Post Malone y el soundtrack de Pantera Negra, producido por Kendrick Lamar. Igualmente, las mujeres lideran el renglón de nuevo artista con seis nominadas, entre ellas la británica Dua Lipa, Chloe & Halle, Bebe Rexha y H.E.R.

“Entre Alicia Keys y todas las mujeres nominadas, creo que tendremos un programa muy femenino. No es que se haya planeado así a propósito, es simplemente como está saliendo este año”, aseguró Melinda Newman, editora de la costa oeste de la revista Billboard

Más mujeres detrás de escena

Este año, también se puede contar como un triunfo para las mujeres tener nominadas por sus trabajos en producción. En este apartado, hay que destacar a Linda Perry, que es la primera mujer en estar nominada para productor del año desde 2004. Es un premio que ninguna mujer ha ganado jamás.

Asimismo, Monáe, Musgraves y H.E.R compiten tanto como artistas como por productoras de sus discos en la categoría de álbum del año.  Igualmente, en la categoría de canción del año, se encuentran siete mujeres compositoras.

Por su parte, Lady Gaga además de ganar canción del año también puede llevarse la grabación del año por Shallow, parte del soundtrack de Ha nacido una estrella, que ella co-escribió y coprodujo.

Entre las mujeres que se presentan este año están confirmadas: Miley Cyrus, Janelle Monáe, Camila Cabello y Kacey Musgraves, así como la mítica Diana Ross.

Estos reconocimientos son importantes porque la cantidad de mujeres en puestos de producción es ínfima comparada con los hombres. Según un reciente estudio de la Universidad del Sur de California, realizado bajo la iniciativa de inclusión de la Escuela de Periodismo, solo hay una mujer productora por cada 47 hombres.

De hecho, una de las iniciativas de este año se llama “Mujeres en el Mix”, en la que participan 200 personas involucradas en la industria para darle más oportunidad a las mujeres en la producción e ingeniería de sonido. 

El estudio también sacó la cuenta de cuántas mujeres han estado nominadas en los últimos siete años en las principales categorías ya mencionadas, más productor del año: apenas un 10% de los nominados fueron mujeres. En esas categorías, han sido más nominadas para mejor nuevo artista y canción del año, mientras que para álbum del año y grabación del año solo han sido nominadas menos de un 10%.

¿Por qué importa la representación?

Porque las galas de premios, en la medida que son importantes para todos, establecen sistemas de valores que determinan cómo las industrias creativas operan. Ellas influencian los juicios sobre quién tiene las oportunidades; hacen visibles para los jóvenes que clase de trabajos hay disponibles para ellos”

-Mikael Wood, Los Angeles Time

Lamar y el rap, a reivindicarse

Otra de las críticas que recibió la Academia el año pasado fue el “desaire” que tuvo el rapero Kendrick Lamar en las principales categorías. Desde 2015, los 11 Grammys que ha ganado han sido todos en la categoría de rap, a pesar de su éxito tanto comercial como entre los críticos. El año pasado, cuando varios críticos consideraban que debía ganar el álbum del año, el premio fue para Bruno Mars. Sin embargo, Lamar sí se llevó el Pullitzer para la música. 

También podría resultar ganador Drake. Pero como, apunta el New York Times, para la Academia se ha vuelto riesgoso premiar a las estrellas del hip-hop y el R&B, que en los últimos años han causado varios desplantes como Jay-Z, el propio Drake, Kanye West o Frank Ocean.

Incluso este año, Ken Ehrlich, productor del evento desde 1980, declaró al New York Times que había invitado a Drake, Lamar y Childish Gambino, que también opta a cuatro premios, a cantar en la ceremonia pero todos rechazaron la propuesta. También le rechazó una propuesta Ariana Grande, princesa del pop que se ha volcado a ritmos más urbanos, por verse “limitada” en su capacidad de expresión, como explicó en su cuenta de Twitter.

Para Ehrlich, es una pena que para la comunidad del hip-hop lo que los Grammys y la Academia representan “sea cada año menos importante si no se llevan a casa el gran premio”. Una crítica válida o no, lo cierto es que año las cosas en los Grammys pueden cambiar tanto para los artistas de hip hop y R&B como para las mujeres… Porque, a pesar de que queda trabajo por hacer, la competencia parece más justa.

Leer más Cultura en Cambio16.

Check Also

Adrián Cordero es nombrado Director de Desarrollo Corporativo de BBDO España

BBDO España reforzó sus filas con la incorporación de Adrián Cordero, quien será el nuevo …