miércoles , febrero 20 2019
Home / Actualidad / May busca en Irlanda del Norte un consenso sobre la frontera para desbloquear el Brexit en Europa
La primera ministra Theresa May visita un centro en Belfast, Irlanda del Norte, el 5 de febrero de 2019.

May busca en Irlanda del Norte un consenso sobre la frontera para desbloquear el Brexit en Europa

Theresa May busca por todos lados la manera de establecer un acuerdo para el ‘backstop’. La primera ministra británica presentó este miércoles propuestas alternativas para la cuestión de la frontera irlandesa y desbloquear el Brexit.

A este paso, el Reino Unido se dirige hacia una salida sin acuerdo de la Unión Europea, a menos que May logre convencer al bloque de reabrir el acuerdo de divorcio para luego intentar lograr el visto bueno de los diputados británicos.

Mientras, empresas y Gobiernos de toda Europa intensifican los preparativos para una salida desordenada. Diplomáticos y altos cargos dijeron que el Reino Unido tiene ahora tres opciones principales: una salida sin acuerdo, un acuerdo de última hora o un retraso en el Brexit.

Fuerte lobby en Belfast

En las reuniones en Belfast, May ha abordado el mayor obstáculo para obtener un acuerdo ratificable en el Parlamento británico: la denominada ‘salvaguarda’ irlandesa o ‘backstop’. Esta es una red de seguridad para evitar la restauración de una frontera rígida entre la República de Irlanda, país miembro de la UE, e Irlanda del Norte, territorio británico.

“Encontraremos una forma de llevar a cabo el Brexit que honre nuestros compromisos con Irlanda del Norte”, dijo May el martes.

May dijo que buscaría un acuerdo alternativo que evite la necesidad de una frontera física o cambios legalmente vinculantes en la ‘salvaguarda’ con la introducción de un límite temporal o la creación de un mecanismo de salida.

El Brexit se ha quedado atrapado en la cuestión de esta frontera de 500 kilómetros ante la falta de acuerdo sobre cómo se puede vigilar el comercio sin controles físicos en la frontera.

Europa, Irlanda e Irlanda del Norte se niegan a volver a una frontera física, que estuvo caracterizada por los controles militares antes de que el acuerdo de paz de 1998 pusiera fin a tres décadas de conflicto sectario.

Al infierno con el Brexit

Los partidarios del Brexit en el Reino Unido que no tienen un plan sobre cómo materializarlo se merecen un “lugar especial en el infierno”, dijo tajantemente Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo.

Asimismo, agregó que ya no creía que hubiera una manera de evitar que Reino Unido se vaya debido a la postura “pro-Brexit” tanto de la primera ministra como del líder de la oposición.

“Me he estado preguntando qué aspecto tendrá ese lugar especial en el infierno, para aquellos que promovieron el Brexit sin tener en mente ni siquiera un esquema básico sobre el plan para llevarlo a cabo de forma segura”.

Aunque muchas personas en Reino Unido y en toda Europa esperaban que Reino Unido se quedara en la Unión Europea —algo que el propio Tusk ha dicho en repetidas ocasiones que era posible—, en esta ocasión el presidente del Consejo Europeo dijo que había llegado a la conclusión de que ahora “no hay fuerza política ni liderazgo efectivo” para quienes quieren permanecer en la Unión Europea.

Por otra parte, dijo a los periodistas que tanto la primera ministra conservadora Theresa May como el líder de la oposición laborista, Jeremy Corbyn, tenían una “postura pro-Brexit”.

Bruselas juega un papel crucial

Con el fin de evitar una frontera dura, Bruselas y Londres acordaron la llamada ‘salvaguarda’. En esencia constituye una promesa de que, a falta de una idea mejor, el Reino Unido permanecerá vinculado al mercado de la UE y a las normas aduaneras para que las mercancías no tengan que ser objeto de controles.

Pero el DUP, el partido de Irlanda del Norte del que depende la mayoría parlamentaria del Gobierno minoritario de May, dice que la ‘salvaguarda’ podría poner en peligro la pertenencia de este territorio al Reino Unido. Los partidarios del Brexit en el Partido Conservador de May temen que encadene al país a las reglas de la UE a largo plazo.

Según el periódico The Sun, los ministros británicos han estado examinando un plan elaborado por la empresa japonesa Fujitsu para controlar los flujos comerciales en la frontera. El Telegraph, por su parte, dijo que los ministros habían debatido un retraso del Brexit en ocho semanas.

May se reunirá con Juncker y Tusk

Está previsto que May se reúna el jueves con el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, y después con el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, en Bruselas.

Si bien la UE ha sido clara en el sentido de que no quiere reabrir el acuerdo de divorcio, la canciller alemana Angela Merkel, dijo que una solución creativa podría romper el estancamiento.

No obstante, en Bruselas los diplomáticos dicen que no han escuchado nuevas propuestas de Londres y que el riesgo de una salida sin acuerdo estaba aumentando. Los líderes de la UE, según los diplomáticos, se sintieron frustrados por el fracaso de May a la hora de lograr un consenso sobre el Brexit.

Para más información visite Cambio16.

Lea también: Brexit: Irlanda rechazó intento británico de negociación bilateral sobre la frontera

Brexit: Irlanda rechazó intento británico de negociación bilateral sobre la frontera

Check Also

José Manuel Campa fue nominado para presidir la Autoridad Bancaria Europea

José Manuel Campa, actualmente jefe global de asuntos regulatorios de Santander, ha sido nominado para …