.
lunes , noviembre 18 2019
Home / Actualidad / Manifestantes de Hong Kong salen a las calles a pesar de la prohibición y la represión policial
Manifestaciones masivas en Hong Kong
Las protestas se han recrudecido en la ciudad financiera

Manifestantes de Hong Kong salen a las calles a pesar de la prohibición y la represión policial

Hong Kong se preparó para otro fin de semana de manifestaciones masivas. Miles de personas desafiaron la prohibición policial y salieron a las calles para conmemorar el aniversario de una decisión de Pekín de limitar las reformas democráticas en el territorio chino semiautónomo.

Los activistas protestaban en toda la ciudad, después de una ola de arrestos de destacados líderes y políticos prodemocráticos el viernes. Luego de los arrestos, los organizadores de una gran marcha prevista para el sábado por la tarde cancelaron el evento.

Manifestaciones a pesar de la prohibición

Sin embargo, miles de manifestantes marcharon de todos modos, bajo una fuerte lluvia, siguiendo partes de la ruta original y deteniendo el tráfico. Muchos vestían de negro de pies a cabeza, el uniforme no oficial de los manifestantes, pero otros parecían estar vestidos con ropa normal.

Los residentes y niños mayores y de mediana edad se encontraban entre la multitud cantando: “¡Lucha por Hong Kong, quédate con Hong Kong!”

Para el sábado por la tarde, grupos de manifestantes se habían desplegado en la isla, ocupando las carreteras principales. Este hecho llevó a la policía a advertir a los manifestantes que “detengan sus actos ilegales de inmediato”.

La policía antidisturbios estaba estacionada a lo largo de la carretera observando a los manifestantes.

Confrontación con la policía

La policía desplegó docenas de camionetas policiales alrededor de la oficina de representación de China, donde la marcha planeada estaba por terminar. Los efectivos erigieron un muro de barricadas de agua alrededor del perímetro del edificio. Además, las autoridades cerraron una estación de metro cerca de la oficina de enlace china y varias instalaciones públicas cerraron temprano.

Grandes multitudes de manifestantes comenzaron a reunirse en el centro de Hong Kong mientras la policía estaba lista para posibles enfrentamientos cerca de la oficina principal del gobierno chino.

Los manifestantes apuntaron rayos láser a la policía y parecieron lanzar objetos sobre grandes barreras que los mantenían alejados de la zona.

La policía respondió con gases lacrimógenos contra la multitud desde el otro lado de las barreras. Los efectivos también dispararon cañones de agua.

Hacia el final de la tarde los manifestantes no habían abandonado el área y trataban de golpear las barreras en un aparente intento de entrar en el área donde se encuentra la policía.

Contra ley de extradición

Es el decimotercer fin de semana consecutivo de manifestaciones masivas en Hong Kong. La ola de protestas se inició por un proyecto de ley que permitiría la extradición a China.

Las autoridades locales, respaldadas por Pekín, parecen estar tomando una nueva táctica. Han pasado de arrestos masivos a detener también a figuras prominentes en favor de la democracia. Tal es el caso del ex líder estudiantil Joshua Wong.

Carrie Lam, Jefa Ejecutiva de Hong Kong, también ha insinuado que se podría promulgar una ley de emergencia. Este instrumento jurídico le daría al gobierno poderes radicales para tomar medidas enérgicas contra los manifestantes. Las confrontaciones con la policía también se han vuelto más violentas.

A principios de semana, dos organizadores de las manifestaciones fueron atacados por hombres empuñando barras, bates de béisbol y cuchillos.

El fin de semana pasado, la policía desplegó cañones de agua por primera vez. Policías, que fueron golpeados por los manifestantes con palos, apuntaron sus armas contra los manifestantes.

“Están tratando de tomar medidas enérgicas contra el movimiento lo antes posible, y simplemente no quieren hacer ninguna concesión al pueblo de Hong Kong”, dijo Lo Kin-hei, vicepresidente del partido demócrata. “Por supuesto, la gente tendrá miedo, pero creo que seguirá saliendo a la calle para hablar”.

Un reto a las autoridades

Los observadores ven este fin de semana como un potencial hito para el movimiento a medida que aumentan las tensiones y las confrontaciones se vuelven más violentas. Los analistas creen que Pekín está ansioso por detener las protestas antes del 1° de octubre. Ese día marca 70 años desde la fundación de la República Popular, un aniversario políticamente importante.

Los manifestantes dijeron que estaban preocupados, pero no intimidados. 

Mano dura

Según informes recientes, Pekín ordenó a Lam no ceder a ninguna de las demandas de los manifestantes, incluidas las políticas más factibles, como la retirada permanente del proyecto de ley de extradición, o una investigación independiente sobre el comportamiento de la policía hacia manifestantes.

El sábado se cumplen cinco años desde que China emitió una propuesta para introducir elecciones democráticas en el territorio.

La propuesta de China permitió la elección popular del líder de Hong Kong, el jefe ejecutivo, pero solo entre los candidatos elegidos por un comité electoral dominado por miembros pro-Pekín.

Esta medida entró en vigencia tras dos meses de protestas en favor de la democracia que paralizaron partes de la ciudad en el otoño de 2014, en una iniciativa conocida como el Movimiento Paraguas.

Para más información visite Cambio16

Lea también:

Prohibieron a manifestantes permanecer en el aeropuerto de Hong Kong

Prohibieron a manifestantes permanecer en el aeropuerto de Hong Kong

About Dimas Ibarra

Periodista. Especializado en temas de energía, finanzas, economía y ciencia. Consultor en comunicaciones corporativas.

Check Also

El año pasado, Saudi Aramco obtuvo una ganancia neta anual de 111.000 millones

Valoran a Saudi Aramco en hasta 1,7 billones de dólares a días de su salida a bolsa

Un valor de hasta 1,7 billones de dólares es el precio de la petrolera Saudi …