.
viernes , noviembre 15 2019
Home / Actualidad / Dando forma al futuro
AECOM apuesta al sector construcción en España

Dando forma al futuro

Javier Camy

Country Manager de AECOM España

Entre 2008 y 2009 desaparecieron 170.000 empresas de la construcción, lo que equivale al 23% del total de las compañías españolas que habían cesado su actividad durante esos dos años en España. El sector de la ingeniería no se quedó atrás, arrastrado fundamentalmente por esta inercia. Bajo este panorama, AECOM llegaba a España en 2010 tras la adquisición del grupo INOCSA, una compañía con una larga trayectoria en nuestro país.

Un reto y una gran oportunidad al mismo tiempo. Porque, como bien es sabido, la palabra crisis en japonés, además de conllevar el matiz de peligro, incorpora al mismo tiempo la acepción de oportunidad. AECOM supo transformar esta situación aprovechando el elevado nivel técnico, flexibilidad y competitividad de una ingeniería española que había crecido durante los años de bonanza. De esta manera, se creaba un potente grupo internacional que desarrollaría proyectos en todo el mundo dando forma a las principales necesidades de sus clientes.

A pesar del contexto económico, AECOM llegó a nuestro país con un proyecto de negocio basado en el compromiso con la calidad, la innovación, la globalidad y la experiencia. La compañía tenía la certeza de que el sector de la ingeniería había sido, aún era y seguiría siendo un sector clave en la economía española. El tiempo nos ha dado la razón. Una apuesta que nos ha convertido en un actor clave en el panorama nacional.

La apuesta de AECOM

Si hay un indicador real de la crisis iniciada en 2008 ese es el dato relativo al empleo. Una inercia que afectó sobre todo a la construcción y a todas las áreas de trabajo que dependían de ella. Atendiendo a los datos de afiliación a la Seguridad Social, en 2008 el número de ocupados en este sector era de 2.299.000 personas, la cifra más alta jamás registrada. Cinco años después, todo cambió hasta alcanzar la cifra de 1.123.000. Un descenso del 51% que se tradujo en la desaparición de 1.175.600 puestos de trabajos.

Sin embargo, en contraposición con esta tendencia, en los 10 años de actividad en España, hemos conseguido grandes logros. En 2014, la compañía española ACE International Consultants se une a AECOM con la intención de reforzar su liderazgo en proyectos vinculados con la cooperación internacional. Asimismo, en el mismo año se incrementó nuestro potencial nacional e internacional mediante la adquisición de URS Corporation, proveedor líder de ingeniería, construcción y servicios técnicos para agencias públicas y empresas del sector privado.

Este movimiento incorporó al equipo de España a más de 70 profesionales del medio ambiente con altísima reputación y prestigio a nivel nacional. Además, en este mismo año, AECOM nombra a su oficina en Madrid Centro de Diseño de Ingeniería y Arquitectura a nivel global.

Unos años difíciles, pero apasionantes al mismo tiempo. Una última década en la que se ha evidenciado la importancia cuantitativa del sector, directa e indirecta, en la economía y en el empleo de nuestro país, así como su aportación en el desarrollo de redes, infraestructuras y equipamientos para la mejora de la calidad de vida y la cohesión territorial y social.

El sector construcción

Asimismo, el sector ha conseguido evolucionar en materia de cambio climático y eficiencia energética. Dos factores que se encuentran en nuestro ADN y que nos permiten seguir trabajando en aras del respeto por la sostenibilidad y en la lucha contra el cambio climático, respecto a las necesidades de despliegue y mejora de las infraestructuras industriales, de transporte y ambientales; y en la necesidad de superar el déficit existente en equipamientos sociales. Estas son áreas en las que AECOM ha desarrollado su trabajo con gran tesón.

Actualmente, estamos, además, en un nuevo ciclo en la política española y europea de I+D+i, presididas ahora por el programa europeo Horizonte 2020, cuyo primer pilar, denominado “Retos sociales”, presenta oportunidades de apoyo estratégico a actividades relacionadas con el sector, como el “transporte inteligente, sostenible e integrado”, la “acción sobre el cambio climático y eficiencia en el uso de recursos y materias primas”, o los “cambios e innovaciones sociales”.

Por este motivo, tenemos la obligación ahora más que nunca de ser constructivos, avanzar y dar continuidad a estas tendencias y apostar por sectores que puedan actuar como factores de crecimiento y de creación de empleo. Claros ejemplos son el sector de las infraestructuras y de la industria en general. Ámbitos clave que, además de consolidar a nuestro país como la cuarta economía de la zona euro, van más allá de aspectos económicos y actúan como actores decisivos a la hora de implantar de manera definitiva el concepto de sostenibilidad.

Empresas españolas

Dos sectores que necesitan de consensos y de apoyo institucional para seguir siendo relevantes en el proceso de transformación que vive nuestra sociedad, ya que nos permiten construir un futuro mejor en perfecta armonía con las necesidades de los ciudadanos, pero, además, en perfecta alineación con el medio ambiente. Procesos, en definitiva, en los que la innovación es clave.

En la actualidad, las empresas constructoras españolas de infraestructuras son líderes mundiales en Europa, en todo el continente americano (EEUU, Canadá, América Central y del Sur), y han aumentado significativamente su presencia en Oriente Medio y África. Asimismo, España es una potencia mundial en los sectores relacionados con las infraestructuras de obra civil (transporte e hidráulicas) y de energías renovables. España está también, a la vanguardia mundial en alta velocidad ferroviaria, metros, autopistas y construcción y operación de puertos y aeropuertos, gestionando integralmente los proyectos. De hecho, el 46% de las concesiones mundiales están gestionadas por nueve empresas españolas.

Del mismo modo, la internacionalización y la digitalización, así como la capacidad de innovación, se han convertido en aspectos diferenciales del sector, puntos esenciales dentro del panorama global que se encuentra cada vez más demandado gracias a una credibilidad reconocida a nivel mundial.

Ingeniería de calidad

El sector también goza de buena salud en todo lo que tiene que ver en la generación y desarrollo de tendencias. En cualquier caso, debemos seguir construyendo el futuro de manera conjunta. Insistir en aquellos modelos que han sentado las bases de la prosperidad de nuestro país, como en el caso de la colaboración público-privada. Un modelo que ha configurado una relación sólida entre el ámbito empresarial y el institucional con el objetivo de prestar servicios de mayor calidad a través de la eficiencia y la innovación.

Es importante, por lo tanto, que reivindiquemos la ingeniería de calidad frente a soluciones que no suelen buscar el bienestar general, sino únicamente el particular. Solo de esta manera podremos seguir trabajando por un futuro mejor para nuestro país en el que podamos cimentar bases sólidas que construyan la sociedad del mañana.

El mundo, desarrollado y emergente, sigue necesitando enormes inversiones en infraestructura. Las empresas del sector en España parten de un conocimiento y un nivel competitivo muy alto para seguir liderando un sector clave para continuar el proceso de internacionalización y expansión de la economía española.

Para más información ingresa a Cambio16 

Lee también: 

La digitalización de servicios desafía a la banca europea

About Francisco Rios

Periodista, reportero, documentalista y locutor. He tenido experiencia en diversas fuentes y géneros periodísticos. Capaz de proveer información y emitir certeras opiniones.Especialista en información política, deportiva, internacional e histórica. Fiel creyente de qué la verdad absoluta no existe.

Check Also

El sector de alimentos y bebidas no alcohólicas presentó una tasa del 1,5% y una repercusión de 0,283 en el IPC general/Pixabay

IPC se mantuvo en octubre en 0,1% y en mínimos de tres años

El índice de precios de consumo (IPC) del Instituto Nacional de Estadística (INE) registró en …