.
viernes , noviembre 15 2019
Home / Actualidad / Aprende a reconocer el estrés
estrés
Es importante hacer actividades que nos ayuden a reducir el estrés

Aprende a reconocer el estrés

Cuando trabajas tus pensamientos y emociones de forma positiva, el universo trabajará para ti. Una vida equilibrada y sana es esencial para tu salud y tu bienestar.

Si los seres humanos no aprendemos a manejar nuestras reacciones, emociones, estilo de vida y no bajamos los niveles de estrés, entonces nuestro cuerpo enfermará. Cuando el estrés está presente a diario y se cronifica aparecen las enfermedades físicas y mentales. Es importante aprender a reconocer el estrés en tu vida, qué lo causa y bajo qué situaciones se dispara. 

El estrés se manifiesta de diferentes maneras en las personas. Este es un fenómeno complejo. Se puede definir como una situación de alarma para nuestra mente y cuerpo. Cuando está en estado de alarma, el cerebro percibe una amenaza y aumentan los niveles de cortisol y adrenalina. 

El cuerpo tarda muchas horas en eliminar esa hormona esteroidea o glucocorticoide. Al incrementarse los niveles de cortisol, aumentan los niveles de azúcar en sangre, se suprime el sistema inmunológico para ahorrar energía y ayudar al metabolismo basal y ciertas funciones metabólicas, es decir, la mayor parte de la energía está enfocada para poder estar en ese estado de alarma

En consecuencia, no queda energía para regenerar las células, crear nuevas células y producir procesos de recuperación normal del organismo. Al incrementarse los niveles de adrenalina, aumentan las frecuencias respiratoria y cardíaca, también la sangre circula a mayor velocidad, se dilata la pupila y el sistema nervioso se ve alterado. El estrés consume los nutrientes del cuerpo. 

El estrés puede producir ansiedad, agresividad, alteración, irritabilidad, enojo, miedo, agotamiento, a veces problemas de memoria y concentración, alteraciones en los patrones de sueño y depresión, entre otros síntomas. Si la ansiedad, preocupación y nerviosismo son estados que se convierten en rutina, entonces debemos implementar ciertas actividades y acciones para bajar y controlar los niveles de estrés.

El ser humano no puede estar en situación de alarma por mucho tiempo continuado. Está comprobado que las personas que sufren de estrés crónico tienen mayor predisposición a padecer cáncer, enfermedades cardiovasculares y autoinmunes como la diabetes, enfermedades tiroideas y de colon irritable. 

estrés
El ejercicio es fundamental para llevar una vida sana

Plan de acción para reducir el estrés 

MEDITAR. Elevar la energía, relajarse, enamorarse de la vida. Generalmente, cuando empiezas a meditar, en ese proceso de tener los ojos cerrados, respirar y escuchar a tu ser superior aparecen los problemas o preocupaciones. En ese momento los observas sin hacer nada y los dejas ir solos como vinieron. Ese proceso te genera paz. 

TRABAJAR LAS EMOCIONES. Sentimientos positivos: amor, agradecimiento, apreciación, armonía, balance, orden y coherencia, alimentando a su vez la vida interior. 

REALIZAR EJERCICIOS DE RESPIRACIÓN. El pranayama o técnica para aprender a respirar correctamente genera tranquilidad y paz mental y ayuda a mejorar el estrés y la ansiedad. 

REFORZAR TU AUTOESTIMA. Orientar tus pensamientos, actividades y emociones siempre desde un punto de vista positivo, buscando el lado del aprendizaje, crecimiento y evolución del ser. Analizar los errores o equivocaciones y aprender de ellos. Creer en tus instintos, y confiar en ti y tus capacidades. Eliminar de nuestras mentes esos pensamientos e ideas tóxicas que generalmente son creencias formadas por la propia mente y que no son reales. 

DEJAR DE PREOCUPARSE. Por las cosas que no han sucedido. Tu energía está donde pones tu conciencia. Vivir el ahora y bendecir el presente. 

RECONOCER Y ACEPTAR. Las cosas que no puedes cambiar y que no están en tus manos. No preocuparse por las cosas pequeñas. 

PRACTICAR YOGA. Por lo menos dos veces por semana porque reduce los niveles de cortisol y es una práctica saludable, una disciplina física y mental, un estilo de vida que sana y fortalece tu cuerpo, mente y espíritu mediante asanas o posturas armonizadas con la respiración y la meditación. 

PRACTICAR EJERCICIO FÍSICO. Tres veces por semana entre 45 minutos y una hora. Está comprobado que la actividad física reduce los niveles de cortisol y produce serotonina que ayuda a mejorar el estado de ánimo y endorfina que te da sensación de felicidad. 

ELEGIR EL ENTORNO MÁS POSITIVO. Reunirse con personas alegres, positivas, que vivan la vida con gratitud y alejarse de las personas, o relaciones tóxicas o influencias negativas. 

LOS AMIGOS SON UN TESORO. Comparte vivencias con ellos porque se sentirán mejor, se reirán, se divertirán. Compartir ayuda a bajar drásticamente los niveles de estrés. 

ESCUCHAR MÚSICA. La música tiene un poder muy positivo. Varios estudios reflejan que escuchar música de tempo lento relaja. De la misma manera, tocar algún instrumento musical también contribuye a la relajación y reduce el estrés. Escucha la música que te gusta y, sobre todo, la música clásica, que también tiene efectos maravillosos. 

ORGANIZAR Y GERENCIAR TU TIEMPO. Lo más eficazmente posible. Por ejemplo, el llegar tarde a todos lado, dejar todo para última hora, asumir muchas tareas y no concluirlas, no delegar, querer controlar todo; todas esas conductas producen ansiedad y estrés. 

PINTAR, BORDAR. Son actividades que te ayudan a relajarte. 

ESTABLECER RUTINA DE SUEÑO. Hay que descansar lo suficiente por la noche. Te levantarás con energía y la mente fresca y clara. 

LEER. Un libro. 

REALIZAR ACTIVIDADES DE DISFRUTE. Al menos una al día.

Lea más sobre este y otros contenidos en la edición 2.261 de Cambio16

Puede adquirirla impresa, en digital, suscripción digital y suscripción total.

About Ana Trendy

Check Also

España en el top 5 de los países de mayor consumo de alcohol en Europa

Son muchos los quebraderos de cabeza de los gobiernos, instituciones y organismos en la prevención …